Justicia Divina - Review de Game of Thrones Temporada 5, Episodio 7

Justicia Divina - Review de Game of Thrones Temporada 5, Episodio 7

Game of Thrones sigue creciendo y madurando a nivel de dirección y guión. Siguen dando cátedra televisiva y demostrando que son los mejores cuando se trata de hacer malabares con muchas tramas y esculpirlas estrujadas en poco más de 40 minutos. The Gift abarca una gran gama de tonos y emociones de forma coherente, resolviendo algunos de los momentos más esperados en ciertas líneas argumentales y desarrollando otros, siempre dejando lo mejor para el final como es característico.

Atención Spoilers De aquí al final el artículo está plagado de Spoilers, considera no seguir leyendo por tu propio bien.

Para comenzar podemos decir que finalmente Cersei obtuvo el castigo que se merecía. Después de cinco temporadas de ser la más controversial manipuladora de la serie la justicia divina llega, más vale tarde que nunca. Y gracias a un buen trabajo de elección del orden en que transcurren los hechos, acabamos de ver a Margery en su celda y sabemos que es lo que le depara en un futuro a Cersei. Todo lo hace posible nuestro jugador a dos puntas favorito: Littlefinger. The Gift (el regalo) era la información que tenía sobre Lancel y Cersei, que le confesó a Lady Olenna y le dió al High Sparrow el poder de castigar a Cersei. Hay que destacar lo hermosas que son las escenas de diálogo que involucran a Lady Olenna. Si bien muchas veces se destacan las escenas que contienen violencia gráfica o sexual, Game of Thrones tiene estas joyitas que pasan desapercibidas, pero son un placer para los ojos.

En el Norte, Jon Snow sigue demostrando que no sabe nada, en lo que solo se puede describir como la peor serie de decisiones que podría haber tomado en su nuevo rol como Lord Comandante. Se va a su preciada misión de paz con los Salvajes a pesar de que Ser Alliser lo encara y le dice que es un insulto a la Guardia. Simplemente agradece su honestidad y no se da cuenta de lo que se está cocinando.

Jon Snow

El Maestre Aemon muere y en sus últimas palabras habla de su hermano, el rey Aegon Targaryen. También advierte a Gilly y Sam que se vayan antes de que sea demasiado tarde. Si esa advertencia no fue suficiente, el hecho de que ahora se encuentran solos y vulnerables en un castillo lleno de violadores y asesinos capaz que los convence. Ser Alliser le recuerda a Sam en el funeral de Aemon que ahora se quedó sin aliados. Por supuesto que esto termina en un inevitable intento de violación de Gilly que se resuelve en el momento heróico de Sam que todos estábamos esperando y desata al fin el romance entre los dos.

En contraste, está la situación de Sansa y Ramsay Bolton en Winterfell que no ha mejorado después del polémico final del episodio pasado. Todo apuntaba a que éste sería el momento en el que se redimiría Theon y salvaría a Sansa, pero Theon no puede dejar de ser Reek y corre a decirle la verdad a su amo, que resuelve la situación de la manera que Joffrey lo haría. No se ve ninguna luz de esperanza para Sansa.

Leave Sansa Alone!
"Leave Sansa Alone!"

En Dorne, Jamie Lannister se da cuenta que su misión de rescatar a Myrcella no tiene sentido (como toda la trama de Dorne, que es la más floja de todas en la serie). Lo lamento Jamie, pero la princesa no quiere ser rescatada.

Jaime y Myrcella

Todas las especulaciones sobre el posible envenenamiento de Bronn que circulaban en la web, luego del plano detalle de la daga de las Serpientes de Arena cortándole la piel, generaron una subtrama interesante, que lamentablemente se resuelve demasiado rápido vía striptease. Ni los desnudos pueden levantar esta línea argumental que ya es bastante floja en el libro.

Luego de un largo viaje Tyrion y Ser Jorah finalmente llegan a Meereen, aunque no de la forma que deseaban. Son esclavos obligados a pelear hasta la muerte, una tradición que Daenerys tuvo que restaurar a la fuerza. Vemos cómo Ser Jorah pelea contra todos sus rivales y busca redimirse con el otro regalo al que hace alusión el título: Tyrion. Al principio comentábamos que algo característico de Game of Thrones es dejar lo mejor para el final, y ¡qué final hubiese sido cerrar con Mi nombre es Tyrion Lannister!

Mi nombre es Tyrion Lannister
"Mi nombre es Tyrion Lannister"

Solo queda comentar que Melissandre ya está mirando con cariño su próximo sacrificio, pero Stannis por fin deja de ser tan pollerudo y le deja claro que cuando se trata de la vida de su hija no se juega.

Lamento comunicarles que sólo quedan tres episodios de esta temporada (sí, se fue volando) y con lo rápido que está pasando todo probablemente el final de temporada sea una nueva revelación, incluso para los lectores de los libros de George RR Martin. Ya se había adelantado que la serie iba a incluir cosas que en los libros aún no habían pasado y se podría predecir que veremos importantes momentos de clímax del sexto libro primero en pantalla antes que en papel. En mi opinión, algunas líneas argumentales podrían haber tenido un poco más de tiempo de desarrollo en la serie, pero las piezas ya se estan moviendo y nada puede detener el juego de tronos.

Lo mejor: Lady Olenna

Lo peor: La peluca de Daenerys